¿Dónde obtener Salvoconducto de Mudanza en Chile?

Al momento de planificar una mudanza, además de embalar todas las pertenencias y conseguir un vehículo para trasladarlas, es indispensable tramitar un salvoconducto de mudanza si se quieren evitar multas, retrasos e inconvenientes.

Si te preguntas ¿Por qué necesito un salvoconducto de mudanza? y además deseas saber cómo conseguirlo, acá encontrarás toda la información necesaria.

Índice
  1. ¿Qué es el salvoconducto de mudanza?
  2. ¿Cómo conseguir el salvoconducto de mudanza?

¿Qué es el salvoconducto de mudanza?

Un salvoconducto de mudanza es un documento notariado amparado en el artículo 20.277, que autoriza al nuevo dueño o arrendatario de un inmueble a ocuparlo durante los cinco días hábiles siguientes a la emisión del documento, en concordancia con lo establecido en las leyes chilenas.

¿Cómo conseguir el salvoconducto de mudanza?

El salvoconducto de mudanza se obtiene únicamente de forma presencial acudiendo a la Notaría, pagando el valor del documento y presentando una serie de recaudos que varían dependiendo de si el inmueble a donde se realizará la mudanza es propio o arrendado.

Requisitos y recaudos para tramitar el salvoconducto de mudanza
Requisitos y recaudos para tramitar el salvoconducto de mudanza
Una de las cosas más importantes a tener en cuenta a la hora de tramitar el salvoconducto de mudanza, es que debe realizarse en la Notaría correspondiente a la comuna donde se encuentra el inmueble que se está desocupando.

Si la mudanza es a un inmueble propio, se debe presentar ante la Notaría la cédula de identidad vigente y suministrar los recaudos que se listan a continuación.

Escritura de la Propiedad.
Original del último Recibo de Contribuciones.
Cuenta de luz o de agua para la acreditación del domicilio.
Si la mudanza es a un inmueble arrendado, se debe presentar ante la Notaría la cédula de identidad vigente y consignar la serie de documentos que se indican a continuación.

Fotocopia del contrato de arrendamiento.
Comprobante de pago del último mes de arriendo.
Fotocopia de la cédula de identidad del propietario del inmueble.
Certificado de gastos comunes al día.
Poder simple del propietario del inmueble donde se autoriza el cambio de domicilio.
Otros aspectos relevantes
El salvoconducto de mudanza es un documento obligatorio y el incumplimiento de este paso legal supone el riesgo de recibir una multa cuyo valor oscila entre 1 y 4 UTM e incluso es posible que se emita una prohibición de cambio de domicilio.

Al momento de solicitar el salvoconducto, se debe tener todo lo relacionado a la mudanza, previendo que pueda finiquitarse en un lapso no mayor a los cinco días hábiles, durante los cuales tendrá vigencia el documento, ya que de no concretarse la mudanza, se deberá solicitar ¡y pagar! Un nuevo documento.

Se debe prestar especial atención al lugar en donde se realiza la solicitud del salvoconducto de mudanza, ya que si se realiza en la Notaría correspondiente al nuevo domicilio, en lugar de la que corresponde al lugar que se desocupa, el documento no tendrá vigencia alguna.

Como parte de las medidas tomadas ante la pandemia por Covid-19, adicional al salvoconducto de mudanza es necesario tramitar de forma gratuita en la Comisaría Virtual, un Permiso de Desplazamiento para poder transitar los días de cuarentena.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir